Empresas vs Ley de Habeas Data

¿Cuáles son las consecuencias a las que se enfrenta una empresa cuando incumple la ley 1581 de 2012?

 

Las personas desconfían cada vez más cuando reciben una llamada en la que se les ofrece algún producto o servicio. Los vendedores o como se denominan ahora “ejecutivos comerciales” se comunican todos los días argumentando pertenecer a una u otra empresa y su comunicación es con motivo “exclusivamente informativo” pero de todos modos piden corroborar los datos. Es aquí cuando surge el interrogante para muchos y es ¿cuál de todas las empresas a las que autorizaron para utilizar sus datos fue la que “vendió” dicha información a esta persona que la está contactando por teléfono?.

 

¿Cuándo una empresa está infringiendo la ley? 

 

Una empresa está infringiendo la ley cuando recopila datos sin autorización y estos son utilizados para contactar al titular de los mismos por entidades a las que jamás se les entregó información. También se está quebrantando la ley cuando no se le informa al titular de la información el fin último de sus datos y cuando los utilizan para otros fines distintos a los que se habían informado inicialmente.  

 

Ninguna empresa o entidad puede divulgar datos personales sin la previa autorización del titular de los mismos, esto puede considerarse una forma de fuga de información. 

 

Suplantación de Identidad

 

Seguramente a muchos de ustedes les ha sucedido o han escuchado de alguien a quien le han robado su identidad o como se conoce actualmente “phishing o suplantación de identidad”. Esto ocurre cuando los ciberdelincuentes obtienen información personal de forma muchas veces ilegal y la utilizan para hacer préstamos bancarios, desocupar las cuentas del titular de la información y otros delitos más, siempre a nombre de otra persona que al final se ve involucrada con la ley sin saberlo.

 

Cifras Alarmantes 

 

Colombia aún presenta graves falencias en cuanto a medidas para la completa protección de la información y los datos personales en las diferentes entidades desde públicas hasta privadas sin dejar de lado las gubernamentales quienes también tienen muchísimas fallas. El más reciente estudio de la Superintendencia de Industria y Comercio (SIC) arrojó que de las 33.593 empresas que le reportan directamente, el 50,7% aún no han completado la implementación de las medidas de seguridad efectivas que garanticen la seguridad de los datos personales que cada una maneja.

 

Marco Legal 

 

Las leyes 1581 de 2012, 1266 de 2008 y el Decreto 1377 de 2013 son los encargados de establecer las obligaciones que aquellas entidades que recopilan los datos personales deben cumplir. La primera y más importante es la autorización de las personas para recopilar su información y su derecho a rectificarlo, corregirlo o actualizarlo directamente con la empresa o con el tercero asignado por esta. Recordemos que ni la empresa ni el tercero pueden divulgar la información sin previa autorización del titular.

 

¿Cuáles son las sanciones para las empresas? 

 

La Superintendencia de Industria y Comercio es el ente gubernamental que protege al consumidor y se encarga de velar por sus derechos. Solo en 2020 la entidad emitió más de 2000 órdenes para que las empresas cumplan con la legislación y garanticen la protección de la información y eviten al máximo la fuga de datos. Adicionalmente impuso multas por cerca de COP$7.600 millones.

 

La SIC actuará según la gravedad de la falta. Las sanciones pueden comenzar con la emisión de órdenes para el cumplimiento de la ley, si la empresa no la acata viene una multa económica y el recurso final es la sanción y clausura de la entidad. En 2021 las multas impuestas por la SIC pueden llegar hasta los COP$2000 millones. El tiempo inicial de la suspensión de una empresa puede ser de 6 meses pero si esta continúa incumpliendo la ley, la SIC toma la decisión de la clausura definitiva.

 

Por último, recomendamos siempre estar al tanto de las disposiciones legales para evitar que su empresa pueda ser multada, suspendida y sancionada por la SIC.

Sin comentarios

Publica un comentario